Manchester United con la mira en España

El club inglés empieza a mover el mercado para afrontar la temporada que viene. El objetivo está claro: volver a los primeros planos y destronar a Manchester City de la cima de la Premier League. En el equipo ya realizaron la primera incorporación en la zona defensiva, y ya tienen otro zaguero apuntado. Por otra parte se sigue hablando de la salida de Pogba, quien ya tendría sustituto en el plantel.

El mayor problema en las últimas temporadas de los red devils fue la zona defensiva, y por eso comenzaron a rearmar el equipo de atrás hacia adelante. La primera incorporación fue la del joven inglés Aaron Wan-Bissaka, de 21 años, que llegó desde Crystal Palace por un pago de más de 50 millones de euros. El juvenil tiene la ventaja de poder jugar tanto de lateral como de central.

El gran apuntado es Samuel Umtiti, al cual Barcelona ha declarado transferible en las últimas horas. El francés cumple con todas las condiciones para satisfacer a Ole Gunnar Solskjaer, ya que con 25 años está consolidado en el máximo nivel mundial. Las lesiones lo tuvieron a maltraer en la última temporada, y de momento no sería una máxima prioridad para Valverde.

No obstante, el conjunto blaugrana no piensa regalar al central. Pese a no ser una prioridad, la entidad catalana no pedirá una suma menor a 60 millones de euros. Cantidad que no sería un problema para el equipo inglés teniendo en cuenta los presupuestos que se manejan en la Premier League. El central ha dejado claro que no quiere abandonar España, aunque la propuesta de un club como el United podría seducirlo.

Por otra parte, la salida de Paul Pogba es casi un hecho. Si bien todavía no hay una negociación concreta, el mismo jugador expresó hace semanas que lo mejor para su carrera era tomar un nuevo rumbo y en Manchester dan por descontada su partida. Los máximos interesados en contratarlo son el Real Madrid y Juventus. Por el momento la operación se dilata, ya que el conjunto inglés pide más de 160 millones de euros.

De todas maneras ya hay un apuntado para reemplazar al francés en caso de confirmarse su partida. Se trata de el español Saúl Ñíguez, perteneciente al Atlético Madrid. El volante cumple con los requisitos para manejar el mediocampo del equipo de Manchester. Incluso en el club inglés están dispuestos a pagar la cláusula de rescisión de 150 millones de euros.

Sin embargo, en las últimas semanas Saúl renovó contrato y no tendría pensado por el momento abandonar al ‘Colchonero’. Por su parte, perder al joven volante sería un duro golpe para un equipo que ya sufrió las salidas de Godín, Juanfran, Rodri y Griezmann. En todo caso, lo primero que debe suceder es la confirmación de salida de Pogba, mientras eso no suceda, el ‘Aleti’ respira tranquilo.