Connect with us

Hi, what are you looking for?

Elintra.com.arElintra.com.ar

Salta

Mario Cargnello después del escándalo: “Debemos creer en hacer el bien”

Durante la ceremonia, el religioso no tocó el tema de las denuncias que tiene en su contra.

Mario Cargnello
Mario Cargnello
banner

SALTA.- El arzobispo de Salta, Mario Cargnello, encabezó el Vía Crucis de la Juventud y brindó unas palabras en la cima del Cerro San Bernardo. “Debemos creer en hacer el bien”, expresó después del escándalo que lo involucra por violencia de género. Durante la ceremonia, el religioso no tocó el tema de las denuncias que tiene en su contra.

“Llegamos de nuevo a la cima del cerro y nos dejamos cobijar por la sombra de la cruz, que ya lleva más de 120 años aquí. Y fue plantada cuando comenzaba el siglo XX y a la sombra del redentor. También fue puesta como un homenaje para que proteja al Valle de Lerma. Fortalecidos por la cruz, no nos cansemos de hacer el bien”, remarcó Mario Cargnello.

Por otro lado, destacó el contexto sanitario actual en el que se va avanzando en la vuelta a la normalidad, luego de la pandemia. “Nos permite por lo menos estar juntos y sentir que somos un pueblo que camina uno junto al otro”, indicó. Asimismo, llamó a los fieles a “dar gracias a Dios” y en otro tramo de su discurso, se refirió a la invasión de Rusia bélica de Rusia a Ucrania.

“Nos envuelve el clima de la guerra, de la invasión de Ucrania que genera mucho temor. El hombre ha logrado dominar las fuerzas generadas por la energía atómica y no sabemos si las podemos controlar o no. Nos experimentamos tan frágiles y dependientes porque un botón que se aprieta puede significar la destrucción de gran parte de la humanidad”, alertó.

En esta línea, consideró que se observan emociones y sentimientos contradictorios: amor, temor, capacidad de perdón, esperanza y desesperación. “Así venimos, en ese clima. Y venimos guiados por un lema que dice ‘fortalecidos por la cruz, no nos cansemos de hacer el bien’”, agregó Mario Cargnello. Luego, se dirigió a los jóvenes que son “la esperanza en la sociedad”.

Por otra parte, recordó las palabras del arzobispo mayor de Kiev, Sviatoslav Shevchuk. Este último dijo: “Es una lucha donde tenemos que sembrar el bien y esperanza. Nos están destruyendo los campos que producen trigos. Sembremos de nuevo porque el trigo es alimento, esa es la esperanza”. Además, indicó que el mismo fue miembro de la Conferencia Episcopal Argentina.

“Ha estado aquí en Salta porque las hermanas que estaban en la Casa de Retiro también eran del rito ucraniano, por lo tanto, nos conoce. Lo hicieron obispo muy joven, tiene unos 50 años y es referente mundial. En medio de las dificultades que tenemos como personas, como familia y patria, no nos cansemos de sembrar el bien, de hacer el bien”, concluyó Mario Cargnello.