Connect with us

Hi, what are you looking for?

Elintra.com.arElintra.com.ar

Salta

La finca de marihuana en La Caldera marcó un precedente en el país y ya está en la mira de la DEA

“El narcotráfico nos preocupa mucho”, expresó el presidente, Alberto Fernández.

La Caldera
La Caldera
banner

SALTA.- La finca de marihuana en La Caldera, en Salta, marcó un precedente en el país al ser el secuestro más grande a cielo abierto. “El narcotráfico nos preocupa mucho”, expresó el presidente, Alberto Fernández, en la última reunión del Consejo de Seguridad Interior. Del encuentro también participaron representantes de la DEA, el FBI y organismos europeos.

En la reunión, la agencia antinarco estadounidense, presentó el caso de la mega plantación de marihuana en La Caldera. Según los especialistas, la finca generó inquietud por sus dimensiones y su ubicación, de difícil acceso. Un grupo de jóvenes de Jujuy vio la oportunidad y decidió ubicar ahí la marihuana, ahora no se descarta que sea seguido por otras organizaciones.

Esta plantación se suma a la encontrada en el país en el 2019, cuando Gendarmería encontró una huerta de 70 por 70 metros. Sin embargo, el procedimiento en Salta se convirtió en “el secuestro más grande de marihuana plantada a cielo abierto en el país”. En el encuentro, destacaron la “ingeniería” con la que contaba la banda jujeña que se emplazó en la finca “Chalcanio”.

Los jóvenes poseían instalaciones para el secado, cosecha, elaboración de cogollos y más herramientas para la producción. Los investigadores encontraron la finca cerca de la Ruta Provincial 122, a unos 7 kilómetros de la entrada de Monterrico (Jujuy) y en La Caldera. Antes de este caso, los cultivos de marihuana eran detectados mayormente en la frontera en Misiones.

Trabajo conjunto

Desde el Ministerio de Seguridad, encabezado por Aníbal Fernández, valoraron el trabajo conjunto entre Gendarmería, PSA, Prefectura y la Policía de Salta junto a la DEA. La plantación se encontraba en la parte más baja de un terreno con desniveles. En este marco, estaba a punto de ser cosechada y en total había unas 2.515 plantas de cannabis.

Las plantas tenían una altura promedio de dos metros, también se secuestraron 7.205 plantines; 1.008 plantines en ferminación; 305 gramos de semillas; 71.395 kilogramos de cogollo y los elementos básicos para el cultivo y procesamiento. La investigación inició en agosto del 20221 y contó con la colaboración de todas las fuerzas federales, provinciales y la DEA.

Según la investigación, los trabajadores de la finca Chalcanio en La Caldera recibían dos mil pesos por día y horas extras. Los líderes Víctor Nicolás Farfán y Sergio Humberto Salum, aportaban la materia prima y el dinero para los salarios. Además, junto a otros colaboradores organizaban horarios, transporte y comida de los empleados.