«El 2019 es una señal real de que McLaren vuelve a estar en modo competitivo»

La temporada 2019 seguramente quedará en la historia del equipo McLaren como el punto de parida de la recuperación que tuvo el equipo de Woking luego de años de frustraciones y errores que llevaron a la escudería británica a perder el lugar de las primeras posiciones que solía frecuentar en otros tiempos. Lejos están de ser un equipo dominante como sucediera en otro momento. Pero el plan de recuperación parece haber dado sus resultados de manera inmediata.

McLaren consiguió el primer paso. Logró establecerse como el mejor equipo del resto de las escuadras de la parrilla de una Fórmula 1 dominada ámpliamente por Mercedes, seguido de Ferrari y algo más atrás la aparición de Red Bull con Max Verstappen que logró colarse entre los mejores. Pero los de Woking arremetieron de entrada y ahora defienden la cuarta colocación delante de escuderías como Renault, Toro Rosso o Racing Point por mencionar algunas.

Estos últimos años fueron difíciles para el equipo. Una combinación de errores que llevaron a una debacle total con falta de confiabilidad y montar un modelo que nunca pudo estar a la altura de su historia hicieron de McLaren un equipo habitué de las últimas posiciones en una grilla de partida. pero eso parece ser parte del pasado y ahora cada integrante de la escuadra de Woking puede mirar con mayor confianza al futuro y no dudar de la posibilidad de volver a ser un equipo competitivo.

Ross Brawn, director deportivo de la Fórmula 1, ha destacado el excelente trabajo que vienen desarrollando en McLaren junto a Lando Norris y Carlos Sainz. «Han progresado mucho este año, pero sin llegar al podio. Para un equipo que ha ganado tanto en el pasado, el cuarto puesto en el Mundial no puede ser del todo satisfactorio. Pero es una señal real de que vuelven a estar en modo competitivo» aseguró Brawn confirmando que la escuadra británica esta por el buen camino dentro del «Gran Circo».

El ingeniero británico también se refirió al momento que vive Renault. Los francéses son los principales rivales de McLaren y en los últimos campeonatos se han mostrado firmes a pesar de no poder ser todo lo competitivo que deseaban. este año las cosas no fueron lo que ellos esperaban y necesitaban para dar el salto competitivo que buscaron desde el inicio del año. «Ricciardo sigue en el equipo el año que viene y Hülkenberg se marcha. Todavía tienen mucho que mejorar pero el camino que siguen es el adecuado para luchar por todo», concluyó Ross Brawn.