Primera jornada y muchas sorpresas en el inicio del WRC

Comenzó el Campeonato Mundial de Rally, WRC y como no podía ser de otra manera, los caminos de Montecarlos son los elegidos para abrir esta temporada que vuelve ser promesa de grandes batallas. La primera jornada de competencia quedó para el Elfy Evans con el Toyota Yaris WRC que dio el primer golpe fuerte quedándose con el primer día de carrera marcando una clara superioridad sobre el resto de sus rivales. Son 10 segundos a favor del británico que sorprende a propios y extraños por las condiciones en que se dio esta victoria parcial.

Tal vez el secreto más claro de Evans fue el ritmo que inyecto a la competencia en los principales tramos especiales que mostraron serias dificultades para transitarlos. Con mucho baches y un piso totalmente roto que puso a prueba la habilidad de los pilotos en más de una oportunidad. El segundo especial se presentó con tramos con hielo en varios sectores y eso sorprendió a los competidores. Nada de esto logró quebrar la superioridad del británico que se impuso de manera categórica.

La sorpresa de la diferencia se acrecienta cuando se conoce que el escolta de la clasificación general es el belga Thierry Neuville quien había comenzado la jornada como líder marcando una clara diferencia que se fue esfumando con el paso de las pruebas. El tercer puesto quedó en manos de Sebastian Ogier, compañero de equipo de Evans, quien ahora viste los colores del equipo oficial Toyota Gazoo Racing y que en esta fecha corre de local. El ex múltiple campeón del mundo no pudo contrarrestar el ritmo de carrera del belga. Detrás del francés aparece, Sebastian Loeb quien logró meterse en el top 5 en esta primera jornada.

La quinta colocación fue para Esapekka Lappi quien tuvo mucho inconvenientes en la primer parte de la jornada con su impulsor. El equipo M-Sport ha sufrido un problema generalizado en sus autos. Las elevadas temperaturas en sus impulsores ha generado una serie de inconveniente que fueron desde impedir el arranque de las unidades hasta tener que enfrentar los inconvenientes con las temperaturas que fueron elevadas en carrera justo en un Rally caracterizado por el clima frío reinante en la región. Apenas en la quinta posición terminó Esapekka Lappi siendo el mejor representante de la escuadra.

Hoy la jornada fue muy difícil por las condiciones del los caminos y el clima que, como de costumbre, se muestra muy frío y complicado. Este sábado será diferente y habrá más trabajo para los pilotos y los equipos y allí se espera un duro ataque de Sebastian Ogier para presionar al belga Thierry Neuville y del belga para imponerse sobre el líder de la clasificación. Detrás aparece la experiencia de Sebastian Loeb para buscar su recuperación para pelear en los primeros puestos.