El expiloto y ahora uno de los principales directivos de Red Bull, Marko Helmut ha sido muy crítico con el momento que atraviesa su antiguo pupilo Sebastian Vettel en Ferrari. El alemán esta condicionado a sus resultados y a lo que pueda hacer intentando vencer a su compañero de equipo Charles Leclerc. de eso dependerá el tipo de contrato que intentan renovar junto a la escuadra de Maranello con quien ya se encuentra en negociaciones para poder firmar su vínculo.

El austriaco conoce bien a Vettel y sabe que la situación que vive en estos días después de haber perdido durante el campeonato pasado con su compañero de equipo Charles Leclerc no solo en la suma de puntos sino también en las clasificaciones y en la cantidad de triunfos que han obtenido al final de la temporada. Leclerc pudo doblegar no solo la actitud de «Seb» sino que también logró desplazar al alemán en la consideración de los altos directivos de la escuadra de Maranello.

«Charles se ha asegurado de que Sebastian haya perdido su estatus de número 1″. Comentó Helmut Marko con su estilo frontal y directo que lo caracteriza y siempre lo marcó en su sinceridad. El Director de la Academia de Jóvenes Talentos de Red Bull ha sido muy crítico con el momento que atraviesa Vetel asegurando que ha quedado relegado en su posición como piloto destacado y principal opción de Ferrari para buscar el título.

«Si quiere seguir adelante y quiere seguir teniendo un contrato bien pagado con un equipo competitivo, tiene que tener una muy buena temporada este año» comentó el experimentado dirigente de Red Bull. Además comentó que: ¿Y eso cómo lo podrá hacer? «Tendrá que abandonar su zona de confort» confesó Marko que no ve a Vettel con su potencial de años anteriores donde supo conquistar el campeonato mundial mostrándose como un piloto no solo veloz sino también fuerte mentalmente.

«Es y sigue siendo un cuatro veces campeón del mundo. Pero no será tan fácil para él como cuando estuvo con nosotros, porque su coche no es dominante» disparó Helmut Marko apuntándole a «La Casa de Maranello» quien por el momento no ha podido brindarle un auto fiable y veloz capaz de darle la tranquilidad suficiente para salir a pelear el título de entrada contra los Mercedes de Hamilton y Bottas quienes dominan la categoría desde hace ya varios años.