Gabriel Deck: «Sé de dónde salí y también sé lo que cuesta cada cosa»

Fuente: Twitter oficial de Basket Argentina.

El extraordinario basquetbolista de la Selección Argentina y Real Madrid habló con la prensa y dejó frases que realmente expresan lo que es como persona Gabriel Deck. El subcampeón del mundo con la celeste y blanca dio algunos mensajes importantes, donde además hizo una diferencia entre las dos vidas que ha pasado desde sus inicios en este deporte. El nacido en Santiago del Estero está teniendo un presente impresionante, siendo uno de los mejores en su equipo.

«El día a día es tan intenso, con tantos partidos y obligaciones, que no me detengo tanto a pensar o a mirar para atrás. Quizá por eso, porque todo ha pasado demasiado rápido, no he sentido el vértigo. Aunque es verdad que hay momentos, sobre todo los fin de semana o algún día libre, que veo donde llegué, donde juego, y lo disfruto más», comenzó explicando el santiagueño, dando a entender el gran salto que ha tenido, pasando de limpiar ómnibus con cuarenta grados a tener lo que desee en Europa.

«Realmente siento alegría, felicidad, orgullo y hasta admiración de mí mismo. Por haber podido lograr más de lo que imaginé. Y también agradecimiento, obviamente, con toda la gente que me ayudó en todo este camino. Sigo teniendo todo de aquel Gabriel Deck de hace varios años. Soy el mismo. Incluso en la cancha. Si bien he ido mejorando, tengo la misma chispa, las mismas ganas. Por ganar y competir. A mi manera», expresó el extraordinario jugador argentino.

En cuanto al antes y después, Gabriel dijo: «Pienso mucho en las diferencias de aquella vida a la actual. Es lo que me mantiene con los pies sobre la tierra y no me hace alejarme de la humildad que debe ser la base de todo, al menos para mí. Yo sé dónde salí y lo que cuesta cada cosa. Lo material, para mí, está en un segundo plano. Siempre fue así. Pensé que me iba a costar más la llegada al Real Madrid, pero no. Tal vez por haber vivido un par de años en Buenos Aires, una ciudad bastante parecida a Madrid».

«Bueno, capaz que parece eso porque ahora estoy tomando más decisiones ofensivas, pero tengo claro que si un partido no tengo que tirar al aro, no lo haré. Yo juego para el equipo, para ganar. Sí, puede ser un poco de eso. Personalmente, yo soy tranquilo, afuera de la cancha y eso se refleja adentro. Además trato de estarlo, también, porque sé que todo sale más fácil. El otro día, cuando me tocó definir el partido, para mí fue una acción más. Y yo estoy convencido que siempre me saldrá bien», culminó diciendo Deck.