Fuente: Twitter TyrekeEvans

Una noticia que sacudió en el mundo de la NBA. El escolta de 29 años, Tyreke Evans, fue suspendido por la NBA debido a la violación de la regulación sobre sustancias dopantes y drogas. El jugador de los Pacers podrá pedir la vuelta a la competición dentro de dos años.

En un comunicado en su cuenta de Twitter, Indiana confirmó la noticia: “El club toma estos temas con seriedad. Nos pondremos en contacto con Tyreke para ofrecer nuestro apoyo”, dice la publicación.  El jugador de 29 años fue elegido como Rookie del año en 2010 y fue seleccionado cuarto en el draft de 2009.  Esta sanción es similar a la que sufrieron Chris Anderson en 2006 y O.J. Mayo en 2016. 

El escolta participó de la temporada con los Pacers, equipo que cayó en la primera ronda de los Playoffs ante Boston, promediando 10.2 puntos, 3 rebotes y 2,4 asistencias. En su carrera, el deportista disputó cuatro temporadas en Sacramento, tres en New Orleans, una en Memphis y a mitad de 2018 se incorporo a Indiana, en donde firmó un contrato por un año y 12,4 millones de dólares. Es decir, a mediados de este año el jugador se iba a quedar libre.

En 2010 el base de los Pacers fue detenido mientras conducía a un gran exceso de velocidad. Por este hecho el jugador fue multado a 80 horas de trabajo comunitario y suspendido un partido por la NBA. Al respeto de la sanción actual, el jugador solo podrá volver a la competencia si es aprobado por la NBA y la asociación de jugadores. Todo parece indicar que no veremos a Evans en las canchas hasta mediados de 2021.