El pase de Bale a China podría tener un giro inesperado

Fuente: Instagram Gareth Bale

Las horas de Gareth Bale en la plantilla del Real Madrid están contadas. Todo apunta a que el galés se convertirá en jugador del Jiangsu Suning del fútbol de China en las próximas horas. Sin embargo, aún así podría continuar jugando en Europa. Resulta que el club oriental es propiedad de los accionistas mayoritarios del Inter de Milán, y estarían pensando en ceder al jugador al conjunto neroazzurro.

Solo faltan detalles para concretar el traspaso de Gareth Bale al fútbol chino. Según informa la prensa española, el atacante habría llegado a un acuerdo con el Jiangsu Suning por dos temporadas con un sueldo de 25 millones de euros. Por su parte, el Real Madrid recibiría cerca de 20 millones de euros por la rescisión del contrato del futbolista, que no es tomado en cuenta por Zinedine Zidane.

Relaciones rotas

Ya son varias las temporadas en las que se habla de la salida de Bale de la ‘Casa Blanca’, y sobre presuntos roces con el técnico francés. «Es simple: a Zidane no le gusta Gareth. No hay relación entre ellos, nunca la ha habido» fueron declaraciones recientes del agente del jugador, Jonathan Barnett. El representante ya había llamado ‘desagradecido’ al entrenador, en declaraciones publicadas por elintra.com.ar.

Zidane fue el primero en expresarse públicamente sobre la situación de Gareth Bale, y lo hizo en la rueda de prensa posterior a la derrota contra el Bayern Múnich por la International Champions Cup. «No ha sido convocado porque creo que el club está tratando su salida y por eso que no ha jugado. Lo veremos en estos días lo que va a pasar. Si es mañana, mejor. Ojalá que sea inminente para todos, para él también».

Conexión con el Inter

Desde hace días se habla del traspaso de Bale al Jiangsu Suning, pero la prensa española ha desvelado un posible trato que se ha estado llevando a cabo por debajo de la mesa: El galés iría cedido al Inter luego de firmar con el club de la Superliga China. El acuerdo se facilitaría por el hecho de que los equipos se vinculan a una misma sociedad, algo similar a lo que ha venido haciendo el City Group con la cesión de jugadores entre sus equipos.

La empresa Suning, minorista de electricidad, es accionista mayoritario del club italiano. Es por esta razón que las conecciones entre Bale y el Inter son más que posibles. El club chino, por orden de la propiedad, podría facilitar una cesión a bajo costo para el combinado neroazzurro, y recibiría al jugador por un precio simbólico, evadiendo incluso hasta el salario del futbolista.

A pesar de que todo el camino estaría trazado para la llegada del jugador merengue al Giuseppe Meazza, este aún tendría que entrar en las consideraciones de Antonio Conte, quien recién tomó las riendas del conjunto lombardo. El técnico ya tiene un proyecto planteado, por lo que la llegada del galés podría desajustar los planes del estratega italiano, que apunta a llegar a lo más alto de la Serie A.