Independiente de Avellaneda eliminado de la Sudamericana

Independiente de Avellaneda llegó a Ecuador con la intención de mantener la ventaja que consiguió en la ida con victoria por 2-1 para avanzar a la semifinal de la Copa Sudamericana. Independiente del Valle salió obligado a conseguir una victoria aunque sea por la mínima para meterse en la siguiente instancia. El equipo argentino, además de su rival de turno, debió enfrentarse a los 2800 metros de altura de Quito.

Los locales comenzaron mejor, queriendo manejar la pelota y desbordando por las bandas con sus extremos. Por su parte, los de Avellaneda apostaron por un juego más defensivo, refugiándose cerca de su área y presionando en mitad de su propio campo. Fue así que a través de centros desde la banda izquierda, Las águilas doradas tuvieron la chance de lanzar centros que complicaron el arco de campaña.

Pese a ésto, el equipo comandado por Sebastián Beccacece empezó a adelantar sus líneas, y de esta forma tuvieron más la pelota. Sebastián Palacios comenzó a desbordar por la izquierda, enganchado para su pierna hábil buscando el remate. Por la derecha, tanto Figal como Bustos hicieron un buen tándem para desbordar con peligro, cediendo varios centros al corazón del área. El gol pudo haber llegado con un remate de Palacios y otro de Bustos.

Con el pasar de los minutos, los jugadores del conjunto argentino comenzaron a sentir el desgaste, por lo que los locales volvieron a dominar el encuentro en los últimos 15 minutos del primer tiempo. La gran oportunidad fue para los ecuatorianos, que tras un córner tuvieron la doble chance de convertir, aunque se encontraron con la imponente figura del arquero Campaña. De esta forma, la primera mitad terminó 0-0.

Al complemento, los visitantes salieron a repetir parte de la buena actuación que tuvieron en los primeros 45 minutos. Sin embargo, la altura comenzó a hacer efecto en un equipo que no está acostumbrado a jugar en esas latitudes. Éste fue un factor aprovechado por Las Águilas, que desbordando por los costados y lanzando centros, inquietaban tanto a los defensores como al arquero uruguayo.

El Rojo se limitaba a defenderse a buscar algún contragolpe que le permitiera conseguir el gol de la tranquilidad. Sin embargo, los ecuatorianos estaban mejor parados. A falta de 12 minutos para el final Sánchez desbordó de gran manera por la banda izquierda, llegó hasta el fondo y asistió con un centro raso a Daniel Nieto para que remate de zurda y ponga el 1-0 en el marcador.

Beccacece hizo cambios, metiendo a Benítez y Romero en campo con la intención de buscar mayor peso ofensivo para encontrar el tanto del empate. Los locales querían aprovechar los espacios que dejaban los de Avellaneda para contragolpear. En los últimos minutos todo se complicó para el equipo argentino, debido a que el árbitro Tobar expulsó a Figal por un un golpe al arquero rival.

Finalmente, no hubo más goles en el cotejo e Independiente del Valle se quedó con la clasificación a la siguiente ronda de la Copa Sudamericana, donde se enfrentará a Fluminense o Corinthians. Por su parte, el Rojo de Avellaneda queda eliminado de su principal objetivo en este semestre, lo que significa una gran decepción deportiva. Ahora deberá reponerse para hacerse fuerte en la Superliga Argentina