Fuente: Ligue 1

La novela de Neymar en el mercado fichajes está por llegar a su fin, ya que el período de transferencias cierra en pocas horas. Según informó la prensa francesa, el jugador brasileño habría comunicado a las directivas del París Saint-Germain (PSG) y FC Barcelona que se quedará en el Parc des Princes, luego de sus constantes intentos de regresar a la Ciudad Condal en este mercado de fichajes.

Las fuentes indican que, luego de ver frustrados los constantes intentos de salir del PSG, Neymar habría solicitado a ambos clubes que detuvieran las negociaciones, resignándose a jugar en la capital francesa al menos medio año más. La decisión habría llegado luego de que la entidad catalana informara al jugador que cerrar un trato a estas alturas del mercado era prácticamente imposible.

Jugada desesperada

La prensa de Barcelona informaba horas atrás sobre la decisión desesperada de Neymar de ofrecer dinero de su propio bolsillo para lograr su ansiada salida del París Saint-Germain. Estos apuntan a que el atacante carioca habría puesto hasta 20 millones de euros sobre la mesa para compensar las diferencias entre la oferta del FC Barcelona y las demandas del club francés.

Con el dinero propuesto por Neymar, la oferta del conjunto blaugrana llegaba a 150 millones de euros, más la ficha de Ivan Rakitic y el préstamo de Ousmane Dembélé. La oferta fue inmediatamente rechazada, ya que el conjunto parisino no acceddería a una propuesta inferior a los 170 millones de euros. Además, el club ya no cuenta con el tiempo necesario para los acuerdos contractuales con los futbolistas.

A poco más de 24 horas para el cierre de la ventana de transferencias de verano, la negociación por la ficha del delantero está totalmente trabada. La única forma en la que podría cerrarse el trato en estas próximas horas es que el PSG acceda a rebajar considerablemente sus exigencias económicas para liberar al futbolista, y aún de esta manera existirían algunos obstáculos en las negociaciones.

Dembélé

Uno de los factores clave para llevar a cabo el traspaso de Neymar era el intercambio con Ousmane Dembélé. El jugador se ha negado rotundamente a ser traspasado en este mercado de verano, y ha expresado a través de su agente su total oposición a formar parte de las negociaciones con el PSG por el traspaso del atacante. La negativa del volante ha sido una de las razones del fracaso de las negociaciones.

Denuncia al FC Barcelona

Algo de lo que poco se ha hablado en todo este revuelo en torno a los contactos entre los equipos para disputarse los servicios del jugador, es que Neymar mantiene un proceso judicial abierto contra la entidad blaugrana. Recordemos que a mediados del año 2018, el brasileño puso una denuncia al FC Barcelona por unos 40 millones de euros, correspondientes a una cláusula de renovación de contrato incumplida por los españoles. En medio de las negociaciones, el jugador no ha dado ningún indicio de continuar con la causa judicial, pero tampoco la ha retirado.