Alisson se refirió a la chance de ganar un Balón de Oro

Fuente: Twitter oficial de CBF.

Alisson Becker se ha posicionado como uno de los mejores arqueros del mundo. Sus actuaciones lo llevaron a ser pieza clave de Liverpool, que se consagró en la Champions League pasada, así como también la obtención de la Copa América con la Selección de Brasil. Debido a su gran actualidad muchos lo han posicionado como uno de los candidatos a obtener el Balón de Oro que entrega la revista France Football.

Si bien todavía falta para conocer los nominados, ya que el medio galo entrega el premio a principios de año, el brasileño se mostró feliz por los rumores que lo posicionan como un candidato. «He leído algunas noticias y me enorgullece, pero sé que no es fácil. Es aún más difícil para un portero. Pero también tengo la conciencia tranquila. Esto significa que estoy haciendo bien mi trabajo y la gente lo valora», afirmó.

Luego explicó la complejidad de ser un guardameta hoy en día. «Es un tema muy complejo. El portero participa cada vez más de los encuentros. Tiene que ser bueno con las manos, por supuesto, y saber también jugar con los pies porque es una pieza fundamental para el inicio de la jugada. Además, el portero tiene una visión privilegiada de todo el campo y es importante para orientar a los compañeros», sentenció al portero titular del conjunto Red, aunque actualmente atraviesa una lesión.

Así mismo comentó cuál es a su parecer la gran diferencia que existe entre los porteros con el resto de los jugadores de campo al momento de entregar un premio. «La diferencia es que el cancerbero no marca goles. Los evita. Y a la gente le gusta celebrar los goles. Es el momento más importante del fútbol. Y creo que por eso a los delanteros les destacan un poco más. El algo natural, pero poco a poco las cosas están cambiando», aseguró.

Por otra parte, destacó la importancia de los títulos colectivos que consiguió. «Cada título tiene su importancia. La Champions es el campeonato más importante de clubes de Europa y el Liverpool hacía tiempo que no la ganaba. La Copa América es un título especial porque fue mi primero con la selección. A parte fue una conquista en nuestro país, delante de nuestra gente y nuestra familia», confesó.

En cuanto a su nivel, aseguró que trabaja para no bajar el ritmo. «Los que me conocen saben que soy un tipo muy concentrado. Soy una persona muy tranquila, centrada en el trabajo y que busca siempre evolucionar. Mis dos años en Italia fueron muy buenos y maduré mucho como jugador y como persona. Y en mi primera temporada en Inglaterra también aprendí muchas cosas dentro y fuera del campo, y estoy seguro de que voy a aprender muchas otras este año con el Liverpool. Siempre se puede mejorar», dijo.

Por último, Alisson se ilusiona con repetir los éxitos con su club. «Fue una temporada especial y la hemos disfrutado mucho, pero en el fútbol no hay tiempo para celebrar. Ya empezamos una nueva campaña, con otros objetivos y tenemos que ir a por ellos. Vamos a pelear por todos los títulos, pero hay otros equipos muy fuertes que también tienen los mismos objetivos que el Liverpool», finalizó el brasileño de 26 años.