Martino: «El 4-0 no es nuestra realidad»

Fuente: Twitter oficial de Selección de México.

Tal y como lo informó elintra.com.ar, la Selección de México sufrió una abultada goleada 4-0 ante Argentina en San Antonio, Texas. El director técnico del ‘Tri’, Gerardo Martino atendió a los medios de comunicación luego de finalizar el partido. El entrenador argentino analizó la derrota ante la albiceleste, y destacó que fueron los errores del equipo los que permitieron que el rival obtuviera tal ventaja.

Análisis de la goleada

«Yo no creo que esta sea nuestra realidad, tampoco creo que tener 11 partidos sin perder, lo sea. De los clase A, es el segundo partido que jugamos, el primero fue con Chile y la diferencia sustancial entre ambos duelos, es que nosotros esta noche cometimos errores sobre los cuales pensábamos que Argentina nos podría hacer daño, porque hay 15 minutos de partido que están bien jugados y el descalabro empieza a partir de un error» fueron las palabras del ‘Tata’ Martino.

Importancia de los grandes rivales

El argentino destacó la importancia de que la Selección de México enfrente a rivales de alto nivel con mayor frecuencia. «Entiendo también, que para que esto sea un aprendizaje, se necesitan jugar más partidos de esta naturaleza, porque esto es el acostumbramiento que debemos tener, no solo en una charla técnica o entrenamiento veamos de qué manera nos van a hacer daño, sino que sepan convivir con esa situación, jugando partidos así».

«A lo mejor esto es lo que hubiésemos necesitado para seguir creciendo. Es lo que buscamos, tratar de competir con los mejores para ver si podemos dar el salto que queremos, sino será más difícil asimilar y tener un aprendizaje de este tipo de errores» agregó Martino luego de la aparatosa caída de su equipo en territorio norteamericano, alegando que los grandes rivales son los que te hacen ver las deficiencias.

Los errores lo condenaron a la derrota

El seleccionador del combinado azteca consideró que fueron los errores de su equipo los que determinaron el abultado marcador final, más que un mal funcionamiento del equipo. «Yo no terminé de ver tanto desorden, lo que seguía viendo eran muchos errores. Empezamos a tener dudas y lentitud en la circulación, no encontrábamos pases entre líneas, ni movimientos en profundidad».

«Nosotros tenemos una forma de armar el juego, a partir del volante central y los dos marcadores centrales y en los primeros minutos daba la sensación de que estaba funcionando. Cuando se comete el primer error, empiezan las dudas, los temores y eso te pega en el funcionamiento, incluso si Argentina hubiera convertido el gol de otra naturaleza, seguramente hubiéramos competido mucho mejor» señaló el técnico.

Gran actitud del plantel

El entrenador destacó la actitud del equipo ante la desventaja. «Escuché a los futbolistas en el vestuario teniendo fortalezas y espíritu, sabiendo que a veces se dan este tipo de resultados en un primer tiempo y porque creo que dentro de todo lo malo que tuvo la noche, esos segundos 45 minutos donde hay un poco más de orden nuestro y a lo mejor un poco Argentina que levanta el pie del acelerador, esto muestra una señal de madurez, no salir alocadamente a dejar espacios con la probabilidad de que el rival te haga mucho más goles».