Ter Stegen, el salvador de Barcelona

Fuente: Twitter Barcelona

Si Barcelona sacó un punto en su visita a Borussia Dortmund, mucho, por no decir todo, se lo debe a Marc Ter Stegen. El arquero alemán se hizo grande en su tierra y fue la gran figura del encuentro; el encargado de cerrar la portería a los atacantes del equipo germano, especialmente a Marco Reus, su compañero de selección, a quien le detuvo un penal cuando promediaba la segunda mitad del cotejo.

«Creo que han tenido ocasiones claras porque no hemos estado muy organizados. El rival lo ha hecho muy bien y es difícil evitar sus ocasiones. Estoy feliz por habernos llevado un punto de aquí», señaló el arquero alemán tras el encuentro. La defensa del equipo catalán fue caótica y el portero fue el único a la altura de las circunstancias; un auténtico bombero que se encargó de apagar cada uno de los focos de incendio que surgían en el partido.

Ter Stegen tuvo un duelo particular con Reus, a quien conoce bastante bien. El arquero ganó la batalla en varias jugadas y se impuso en la más importante del partido, el penal, que contuvo yendo hacia su izquierda, aunque dando un paso hacia adelante que el VAR debió advertir. Al respecto, Ter Stegen reconoció que a Reus «es difícil estudiarle porque siempre cambia», pero que se tiró a la izquierda porque «ha sido una sensación que tenía y estoy contento de haberlo podido parar».

El arquero tuvo en los últimos días un cruce de palabras con su compañero y competidor en el puesto en la selección, Manuel Neuer. El del Barcelona se manifestó molesto por no tener las chances que cree merecer en el arco de la selección y el del Bayern le contestó que «somos un equipo» y le reclamó que «podría habérmelo dicho directamente». Tras su actuación magistral de hoy, Ter Stegen dijo que «la gente sabe de lo que soy capaz de hacer».

Griezmann pide paciencia

Antoine Griezmann es la gran apuesta del Barcelona para esta temporada y el francés lo sabe. Hasta el momento no ha podido demostrar en el club catalán el nivel que traía del Atlético de Madrid, pero pide paciencia. «Es el segundo mes desde que he llegado. Debo acostumbrarme a los movimientos del resto y ellos a los míos. Debemos estar en el campo y trabajarlo, tanto con Luis (Suárez) como con Leo (Messi) y con Ousmane (Dembelé) cuando vuelva».

El francés fue elogioso con la figura de la noche. «Ter Stegen paró un penal y tuvo otras atajadas importantes», destacó el exjugador de Real Sociedad sobre el alemán. Por otro lado, fue autocrítico con la actuación del equipo, especialmente en la faceta ofensiva. «No hemos rematado al arco y eso es algo que debemos mejorar», sostuvo Griezmann, que compartió la última media hora del partido con Messi y Suárez en el campo.

«Debemos trabajar, pero al final un punto es un punto», sentenció el francés haciendo notar la importancia del empate más allá del nivel del equipo. Barcelona volverá a jugar por Champions League el 2 de octubre, cuando reciba en el Camp Nou al Inter, que este martes empató 1 a 1 con Slavia Praga en Italia. El fin de semana, en tanto, el equipo culé visitará al Granada por la quinta jornada de La Liga.