Rummenigge: «Estoy molesto con el comportamiento de la Federación Francesa»

Twitter oficial de Lucas Hernández

Un inesperado conflicto con la entidad de una selección nacional llama a las puertas del Bayern Múnich. El problema radica en la convocatoria de Lucas Hernández para formar parte del plantel de Francia en las próximas jornadas de eliminatorias para la Eurocopa 2020, donde el conjunto galo se medirá ante Islandia, el 11 de octubre, y frente a Turquía, el 14. En lo que va del certamen, ganó cinco partido y perdió uno, ubicándose en el primer puesto.

La causa del problema

El motivo del enojo en el cuadro alemán está en que las autoridades informaron a la Federación Francesa de Fútbol (FFF), el sábado pasado, que el defensor no estaba disponible por una lesión en su rodilla, por lo que no sería cedido. No obstante, hoy, desde el organismo francés, respondieron que aún requieren los servicios del futbolista y que será evaluado por el equipo médico en París, medida avalada por el Estatuto de la FIFA.

El enojo de Rummenigge

El presidente del Bayern Múnich, Karl-Heinz Rummenigge, hizo su descargo contra la entidad nacional. «Estoy molesto con el comportamiento de la Federación Francesa. Me gustaría señalar que Lucas Hernández no pudo presentarse al partido de la Liga de Campeones contra el Tottenham Hotspur el martes pasado, en Londres, ni en nuestro compromiso de la Bundesliga, el sábado, contra el TSG 1899 Hoffenheim», expresó.

Asimismo, el dirigente del club bávaro sostuvo que sí dejaran ir a los futbolistas que se encuentran en condiciones. «De los cuatro jugadores convocados por Francia, por supuesto, cederemos a los tres sanos: Kingsley Coman, Corentin Tolisso y Benjamin Pavard. Sin embargo, con Lucas Hernández habría esperado una mayor comprensión debido al gran riesgo que implica, al igual que la DFB tuvo con las lesiones de Jonas Hector y otros casos», manifestó.

«La declaración citada por el entrenador de Francia, Didier Deschamps, según la cual Lucas Hernández, literalmente, también estaba dispuesto a ‘jugar en una pierna’, fue muy sorprendente para nosotros», concluyó Rummenigge. También, dio su visión el médico del Bayern Múnich: «Soy responsable de la salud del jugador y digo que no puede jugar en los próximos partidos de la selección francesa, por lo que su liberación no tiene sentido».