Con un hat-trick de Messi, Barcelona sigue puntero con el Madrid

Foto: Twitter oficial del Barcelona.

Por la décima tercera fecha de LaLiga, el Barcelona le ganó como local por 4 a 1 al Celta de Vigo. Lionel Messi fue la figura del partido y el autor de tres goles, dos de ellos de tiro libre.Además, Sergio Busquets fue el otro que anotó mientras que Lucas Olaza, también de tiro libre, había marcado el empate parcial. Con este resultado, el Barsa lidera la tabla de posiciones con 25 puntos junto al Real Madrid que hoy goleó al Eibar por 4 a 0.

Formaciones

Ernesto Valverde puso en cancha a Marc-André ter Stegen; Nélson Semedo, Gerard Piqué, Samuel Umtiti, Júnior Firpo; Frenkie De Jong, Sergi Roberto, Arthur; Lionel Messi, Antoine Griezmann y Ansu Fati. Mientras que Óscar García alineó a Rubén Blanco; Hugo Mallo, Joseph Aidoo, Néstor Araujo, Lucas Olaza, David Juncà; Stanislav Lobotka, Fran Beltrán, Pape Cheikh; Iago Aspas y Pione Sisto.

El partido

Como es de costumbre, el Barsa fue quien manejó la pelota en campo rival ante un equipo que paró una línea de cinco al momento de marcar. A los 22 minutos, Joseph Aidoo tocó la pelota con la mano en su área y el árbitro marcó tiro desde los 12 pasos, del cual Messi se hizo cargo con una definición al palo derecho de Blanco, que se había arrojado hacia el otro lado. El argentino fue el único que remató para el local en todo el primer tiempo.

Todo marchaba sobre ruedas hasta que a los 42 minutos, Olaza puso el empate con un golazo de tiro libre en el que Ter Stegen, pese a la volada, nada pudo hacer. Pero sobre el final de la primera parte, se iba a repetir esa jugada pero en el otro arco. La Pulga se hizo cargo de una pelota parada y le volvió a dar la ventaja a su equipo en el partido, marcando su doblete y llegando a los 7 goles en el certamen. Así, se fueron al entretiempo.

Al comienzo del complemento, Leo firmó su hat-trick con otro gol de tiro libre que fue casi una copia del primero y que es su tanto número 8, a uno de Karim Benzema, el Pichichi hasta ahora. Ese gol casi que sentenció el partido ya que a partir de ahí bajó considerablemente el ritmo. Aunque hubo tiempo para que Busquets marque su gol a los 87 minutos para ponerle cifras definitivas al encuentro.

De esta manera, los catalanes siguen en la cima junto al Real Madrid con 25 unidades, a la espera del choque entre ambos el 18 de diciembre. Pero para eso todavía falta y en la próxima jornada, los de Valverde visitarán al Leganés. Por su parte, el Celta sumó su quinta derrota consecutiva en LaLiga y se encuentra en zona de descenso. En la siguiente fecha intentará cortar esa racha ante el Villarreal, otra vez como visitante.