Fuente: Twitter oficial de MotoGP.

El piloto español ha perdido las últimas dos carreras en la última curva, por lo que esta vez ya no lo ha tomado tan bien. El pentacampéon del mundo perdió en Austria contra Dovizioso, luego de que el italiano realizara una espectacular maniobra y pasara al frente. Ahora, este domingo que pasó, Álex Rins tomó la estrategia de dejar pasar al de Honda, para luego dar vuelta la historia con su Yamaha, en los últimos metros. Es por ello que el líder de MotoGP dio declaraciones.

«Esta da rabia, la de Austria bueno, pero esta da rabia. Ya me pasó en la carrera anterior y dentro de todo lo tomé con calma. Esta vez ya no puedo actuar así de la misma manera. Dos veces consecutivas no es lo que busco y más que se hayan ido de esta manera. Desperdicié dos chances claras y en esta parte del campeonato no puedo permitirme que pasen estas cosas», comenzó diciendo el pentacampeón del mundo.

«Después de liderar toda la carrera, llevar todo el peso, sabía que llegaría al final apurado a nivel de neumáticos. A mitad de carrera he cortado gas para ver si Rins quería liderar unas vueltas pero él no tenía nada a perder y cortaba gas, y si cortaba llegaban las Yamaha. A mi me interesaba perder los menos puntos posibles, por eso he tirado más y más, he hecho lo más difícil pero he fallado en lo más fácil, bueno lo más fácil no porque en la vuelta anterior ya me había enseñado la rueda en ese punto, quizá tenía más neumáticos», destacó el español.

Hasta el momento, Márquez no se ha bajado del primer o segundo puesto en cada una de las carreras, pero esta derrota se siente como estar fuera. Es por eso que dijo: «No estoy contento de perder de esta manera, es el peor resultado del campeonato (risas) pero seguimos líderes. Sabía que uno de los puntos donde me podía pasar era ahí, oía la moto cada vez, he intentado forzar ahí y se me ha cerrado la moto, he asegurado para no caerme y me ha pasado».

«En un circuito donde los motores de Yamaha y Suzuki van muy bien, hemos estado otra vez ahí. Todos esperábamos que hicieran una gran carrera, pero estuve a punto de ganarla y dentro de todo eso es bueno para nosotros. Es una pista que beneficia mucho más a esas marcas que a la mía. La próxima carrera es en Misano, otra vez toca sufrir, pero vamos a estar ahí como siempre», continuó destacando el nacido en Cervera.

«Totalmente ha cambiado la estrategia, a mitad de carrera podía ir más rápido, pero he visto algunas marcas raras de caídas en el asfalto y no podía fallar, lo he intentado, pero no es lo mismo un cuerpo a cuerpo cuando eres el líder del campeonato que cuando no tienes nada que perder. Yo tengo mucho que perder y esto me choca más que cualquier otra cosa. Tengo que mantenerme arriba», culminó diciendo el corredor de Repsol Honda.

De todas maneras, Marc sigue liderando el campeonato mundial de MotoGP, luego de que Álex Rins gane en el Gran Premio de Gran Bretaña. Ambos españoles coparon los dos primeros lugares del podio y realizaron una carrera para la historia. Doscientos cincuenta puntos son los que suma el multicampeón de la categoría, mientras que detrás de él viene Andrea Dovizioso con ciento setenta y dos, quien no sumó puntos por una fuerte caída en Silverstone.