El temible haka que plantaron los All Blacks ante Sudáfrica

Fuente: Twitter oficial de World Rugby.

El seleccionado neozelandés hizo lo propio una vez más al comienzo del encuentro, elevando y haciendo reverencia a su cultura. En el primer encuentro de la fase de grupos, se enfrentaron a Sudáfrica y pudieron conseguir un gran resultado a su favor, quedando bien parados para lo que viene. Los All Blacks obtuvieron una buena victoria ante los Springboks, pero el haka no quedó de lado en esta historia.

Esta tradición es de la cultura Maorí, proveniente de los tangata whenua, el pueblo indígena de Nueva Zelanda. La misma consiste en una danza ritual o en un grito de guerra. Representa, de forma feroz, el orgullo, la fuerza y la unidad de una tribu ante sus oponentes.​ Aunque originalmente era realizada por hombres guerreros maorí, antes de una batalla para intimidar al contrincante con sus movimientos vigorosos y gestos, actualmente es interpretada tanto por hombres como por mujeres. Se suele utilizar también para diversos propósitos, como bienvenidas, bodas, funerales o eventos deportivos como un símbolo de competencia, hospitalidad y respeto. Sin dudas, uno de los actos más impresionantes del deporte mundial.

El «Kapa O Pango» fue el primero que el combinado oceánico presentó en esta Copa del Mundo. Nueva Zelanda defiende el título en el Mundial de rugby y ya comenzó con una nueva ilusión. En cada certamen internacional se espera siempre el grito temible de los All Blacks, antes de comenzar las disputas. Esta vez no fue la excepción e hizo una vez más el traicional haka en la previa del debut del Grupo B, con su canto tradicional de los hombres de negro.

Más allá de que el público intentó hacer un ruido mayor para que los jugadores sudafricanos no se sienta identificados, fue prácticamente imposible sobrepasar el show que hacen los mejores del mundo en cada encuentro. Su grito al aire para con sus contrincantes se hizo furor en las redes sociales una vez más y con justa razón. Fue impresionante la preparación para una verdadera batalla deportiva, la que terminaron ganando con firmeza y contundencia.

El objetivo

Los All Blacks tienen tres títulos en su haber y buscan el cuarto. El primero fue justamente en 1987, primer Mundial organizado, el que fue en su propio suelo y el de Australia. Posteriormente, los oceánicos consiguieron ser campeones en las últimas dos ediciones de manera consecutivas. En 2011 y en 2015 se alzaron con el título y buscan el tricampeonato en esta edición de Japón 2019. No será fácil, pero siguen siendo los candidatos a llevarse la gloria.