Nadal: «No fui lo suficientemente bueno»

Foto: Twitter oficial del ATP Tour.

Rafael Nadal llegó como número 1 del mundo a las finales de la ATP, un torneo que nunca pudo ganar en su carrera. Pero también llegó lejos de su mejor forma, ya que sufrió una lesión abdominal hace una semana que lo obligó a abandonar antes de las semifinales en el Master 1000 de París. En su debut en el torneo que se disputa en Londres, el español cayó sin contemplaciones ante Alexander Zverev por 6-2 y 6-4 y ahora deberá ganar sus últimos dos juegos para seguir con vida en el certamen.

«La única excusa es que no hoy no fui lo suficientemente bueno», dijo Nadal luego de la derrota con el alemán, la primera en seis enfrentamientos entre sí. Rafa fue cuestionado por su dolencia, pero señaló que no hubo ningún problema al respecto y la falla fue estrictamente tenística. «No tengo ninguna queja en lo físico, nada de dolores en la zona abdominal. La parte física no es una excusa para nada», sentenció el español.

En el primer set, Zverev aprovechó los numerosos errores de Nadal, a quien le costó meterse en el partido. El alemán fue implacable desde la solidez de la línea de fondo, pero sobre todo a partir de su servicio. El secreto estuvo en su primer saque, con el que ganó el 88% de los puntos para bloquear cualquier chance de peligro. Un dato extraño: Nadal no tuvo una sola oportunidad para quebrarle el saque a Zverev en todo el partido. El español reaccionó después de sufrir el primer quiebre en el segundo set, pero ya era tarde. El alemán fue infranqueable y no tuvo fisuras en su juego para sellar el triunfo de forma contundente en dos parciales.

Pese a la caída, Nadal se mostró contento por cómo respondió su físico, ya que la lesión que sufrió la semana pasada había puesto en duda su participación en el torneo. «Honestamente eso es lo único positivo del partido. Estoy feliz por cómo se sostuvo la zona abdominal y espero que continúe de esa manera, porque es cierto que no pude crear mucha práctica y esfuerzo en esa zona desde el sábado», explicó el balear, que la próxima semana tiene previsto jugar las finales de la Copa Davis en Madrid.

Lo que más lamentó Nadal en la derrota fue su falta de competitividad, una característica que lo ha diferenciado de los demás tenistas en toda su carrera. «Eso es lo que más me decepciona de hoy, porque sabiendo que no iba a poder estar al 100% en términos de movilidad, de sensaciones y de confianza en los golpes, necesitaba de mi mejor espíritu competitivo esta tarde y no estuvo allí». Nadal deberá vencer a Daniil Medvedev el miércoles si pretende seguir en carrera en el último torneo del año en el circuito masculino.