Zverev da el golpe contra Nadal en las finales de la ATP

Fuente: Twitter ATP

Este lunes se completó la primera fecha de las finales de la ATP con una segunda sorpresa. Ayer, Dominic Thiem había dado el primer golpe al vencer en sets corridos a Roger Federer. Hoy, el turno fue para Alexander Zverev, el campeón defensor del torneo, que batió al número 1 del mundo, Rafael Nadal, con un contundente 6-2 y 6-4 para dejar en una situación complicada al español, que llegó al torneo con problemas físicos.

Nadal hizo un esfuerzo notable para poder jugar en las finales de la ATP, un torneo que nunca pudo ganar en su carrera. El español viene de abandonar antes de las semifinales del Master 1000 de París por una lesión abdominal durante un entrenamiento. En la semana realizó una rehabilitación a contrarreloj para poder estar en condiciones de jugar. Físicamente, Nadal estuvo apto. Pero no estuvo con el ritmo tenístico necesario para vencer a Zverev.

El alemán salió a jugar en una versión dominante, esa que se vio en lapsos de las temporadas 2017 y 2018, cuando se consagró campeón en algunos torneos de Master 1000 y sobre todo en las finales de la ATP del año pasado, donde derrotó en la final ni más ni menos que a Novak Djokovic. El 2019 del alemán fue discreto, aunque hacia el final de la temporada mostró una versión mejorada al llegar a la final en el Master 1000 de Shanghai. Y hoy, ante Nadal, continuó por esa senda.

En el primer set, Zverev aprovechó los numerosos errores de Nadal, a quien le costó meterse en el partido. El alemán fue implacable desde la solidez de la línea de fondo, pero sobre todo a partir de su servicio. Tuvo una buena efectividad con el saque (69%), pero el secreto estuvo en su primer servicio, con el que ganó el 88% de los puntos para bloquear cualquier chance de peligro. Un dato extraño: Nadal no tuvo una sola oportunidad para quebrarle el saque a Zverev en todo el partido.

El español reaccionó después de sufrir el primer quiebre en el segundo set, pero ya era tarde. El el alemán fue infranqueable y no tuvo fisuras en su juego para sellar el triunfo de forma contundente en dos parciales. Así, Zverev arranca su defensa del título de gran manera y chocará con Stefanos Tsitsipas en un duelo importante por el liderazgo del grupo. Para Nadal, el próximo desafío será el muro Daniil Medvedev, pero también su propia recuperación física pensando en el resto del torneo y en las finales de la Copa Davis la próxima semana.