MÁS DEPORTES

Pol Espargaró analiza el presente de MotoGP

El corredor español, Pol Espargaró, dialogó con los medios en las últimas horas y analizó varios temas de relevancia actuales. La temporada de MotoGP se ha visto afectada también por el coronavirus y el Mundial no ha iniciado hasta el momento. Por ello, muchos creen que hasta podría comenzar el año entrante por la magnitud del COVID-19. De esta manera, no se desespera y espera que todo se solucione cuando tenga que ser.

«Estoy haciendo de papá de verdad. Hay que quedarse en casa. En mi casa en Andorra tengo mi zona de entrenamiento. Hago al 80 por ciento lo que ya hacía. Psicológicamente es muy duro. En pretemporada hicimos un mes muy duro y ahora tienes que parar eso. No puedes seguir al mismo ritmo. Es más complicado psicológicamente al no saber cuándo volverás a subirte a la moto. Ahora no trabajo con ninguno», comenzó diciendo.

«En otras épocas, sí. Como en Moto2, que era muy estresante. Lo más complicado es subirte a hacer ‘rodillo’ y decir: ‘¿para qué? ¿para cuándo?’. Cada vez se hace más duro. Estos tres o cuatro años que tengo en vista son vitales dentro de los seis o siete que me quedan de vida deportiva. Este año era muy importante para saber cuál era mi futuro: si me quedo en KTM o me voy a otra marca. Soy de los más experimentados, con lo que empezar de cero no es tan difícil para mí», señaló el piloto.

No se sabe qué pasará

En relación al futuro, Pol dijo: «Aquí todo el mundo tantea. No hay nada serio porque es muy pronto. Lo de Yamaha con Maverick y Fabio fue muy prematuro. Al quedarse en Yamaha se abren muchas puertas. Hay mucha palabra y poco contrato encima de la mesa. A estas alturas ya deberíamos tener algo firme, pero se retrasa todo para todos. Nosotros pensábamos que al llegar a Jerez deberíamos haber firmado, o tener algo, y anunciarlo a mitad de temporada. Los equipos no pueden firmar a tres años vista sin ver cómo van los pilotos. En septiembre-octubre se deberían firmar los contratos».

«Al final, la justicia es como es. No hay que buscarle culpables. Personalmente, creo en el karma y el trabajo bien hecho. A pesar de no tener esa oportunidad idílica, tienes tus oportunidades. Quizá no aproveché mi oportunidad en Yamaha, pero hubo problemas que son muy largos de contar. En KTM era todo o nada. He quedado delante de todos mis compañeros. Son los únicos que me han dado la oportunidad de mostrarme tal y como soy. Los estaré eternamente agradecidos. Han hecho que pueda exprimir mi talento al máximo», cerró Espargaró.

Comentá con Facebook

Etiquetas
Botón volver arriba
Cerrar