Connect with us

Hi, what are you looking for?

FORMULA 1

«Tienes una gran carrera y luego recibes estos trofeos de mie…»

El alemán se mostró muy fastidioso en el podio de México donde se peleo con el Mariachi y critico los trofeos recibidos.

El GP de México sorprendió a todos con algunos detalles que hicieron de eta competencia una verdadera fiesta, basada en el marketing y en la algarabía de la gente. Algunas osas cambiaron y lograron sorprender a los amantes de la Fórmula 1. Tal vez lo que mas se destacó fue el podio. Primero una patallas gigante mostrando los rostros de los tres pilotos que lograron terminar en las principales posiciones y luego la aparición de Lewis Hamilton en una plataforma que lo elevaba junto a su Mercedes W10.

De esta forma la categoría cambiaba radicalmente el concepto de realización de los festejos en el podio. Toda una innovación que gusto y dejó conforme a los amantes de la F1. Pero entre los festejo hubo algunas cosas que se salieron del libreto y que tuvieron a Sebastian Vettel como principal protagonista. Primero su disconformismo con uno de los principales personajes que puso la organización para alentar al público. «Mario Achi», un típico mariachi disfrazado de piloto que hizo delirar al público durante los tres días.

Además el alemán fue muy crítico con los trofeos que entregó la organización a los tres integrantes del podio. El ex campeón del mundo aseguró haber quedado muy conforme con el desempeño de su auto y la carrera que concretó en el circuito «Hermanos Rodríguez» de la capital mejicana pero se mostró contrario con el trofeo que le entregaron por haber terminado segundo cuando tenía todo en sus manos para ganar la competencia y tal vez por una mala decisión de su equipo y de él propiamente se quedaron sin festejar.

«Me gustó la mayor parte, excepto el tipo del selfie y los trofeos. Es una lástima. Tienes una gran carrera y ellos ponen mucho esfuerzo en ella, y luego recibes estos trofeos de mierda que son aburridos» disparó el ex campeón del mundo, criticando duramente a los premios que le entregaron y que estaban siendo auspiciados por la marca de una cerveza. Sin dudas Vettel no ha tenido buenas decisiones al finalizar la competencia más allá de querer mostrarse contento con el desempeño logrado durante la carrera.

Además el piloto de Ferrari aseguró que: «Podríamos tener algo bonito, tradicional mexicano, porque es una pena… ¡Hay Heineken escrito en todas partes! No necesitas tener la maldita estrella en el trofeo también. Hay que conseguir algo bonito, como el que tenían cuando la F1 corría aquí antes» finalizó «Seb» quien se llevaba su trofeo con cierta alegría por los puntos alcanzados pero decepcionados con el tipo y estilo de copas que eligió la organización para los ganadores.