Connect with us

Hi, what are you looking for?

FÚTBOL SUDAMERICANO

¡Descomunal! El impresionante gol de Marinho que amargó a San Pablo en el clásico

Marinho lanzó un misil desde muy lejos para darle la igualdad a Santos y amargar a su clásico rival.

Marinho

San Pablo ganaba el clásico dos a uno y se subía a la punta del campeonato junto a Internacional de Porto Alegre. Pero aparecíó Marinho, goleador de Santos en el campeonato, para impactar un misil en la red visitante que igualó el marcador dos a dos y le impidió al Tricolor llevarse los tres puntos. Un tiro libre fulminante del delantero que cosecha siete goles en el Brasileirao casi le saca el arco de lugar al arquero Volpi.

En la parte final del segundo tiempo apareció el goleador. Marinho es un jugador de 30 años que nunca tuvo grandes actuaciones, fue mucho tiempo suplente en Gremio, pasó por el fútbol de China, deambuló por clubes de Brasil, y hoy está en su mejor momento. Algo muy parecido al goleador del campeonato Thiago Galhardo, que tiene una edad y trayectoria similar a la del artillero de Santos.

Errores que pagó caro

El partido comenzó cuesta arriba para Santos tras el grosero error del defensor Luan Peres, que por exceso de confianza quiso salir jugando y le sirvió el gol a San Pablo. Gabriel Sara aprovechó el obsequio y le dio el triunfo parcial a un Tricolor que celebraba la rápida conquista. Luego del empate de Madson de cabeza tras un tiro de esquina de Carlos Sánchez, Gabriel volvió a anotar para dejar al Tricolor dos a uno arriba.

Agónico empate

En el segunto tiempo no pasó mucho. San Pablo parecía que tenía la victoria en el bolsillo y se llevaba tres puntos de oros al Morumbí. Pero aparecío Marinho, que con la complicidad de la barrera primero y del arquero después, clavó un teledirigido a la red para poner el empate final. Con ésta igualdad, San Pablo llega a 18 unidades y le deja el libre paso a Internacional para que se aleje a cinco puntos.

Pensando en la Copa

Los dos equipos paulistas deberán cambiar de mentalidad rápidamente tras el desgaste psicológico que exige jugar un clásico. Ambos jugarán la Copa Libertadores entre semana y tendrán partidos muy jodidos. San Pablo recibe al último sucampeón de América, River Plate, que si bien llega sin jugar, siempre es un equipo a respetar. Y Santos recibirá al tetracampeón de Paraguay, Olimpia.