Connect with us

Hi, what are you looking for?

Elintra.com.arElintra.com.ar

Salta

Jueza le sacó la amarilla a Marcelo Hoyos por sus dichos contra su colega Agustina Avalos 

La jueza de Violencia Familiar y de Género N°3 Carolina Cáceres Moreno saltó a la cancha y le impuso al periodista fuertes restricciones por sus dichos machistas en la previa del clásico jugado entre Central Norte y Gimnasia y Tiro.

Marcelo Hoyos
banner



 El cruce, redes sociales mediante, entre el periodista deportivo Marcelo Hoyos y su colega Agustina Ávalos, jefa de prensa del Club Central Norte, no pasó desapercibido para la justicia. Pues en los últimos días la jueza de Violencia Familiar y de Género 3, Carolina Cáceres Moreno, dictó una fuerte resolución judicial sobre los dichos que motivaron el incidente.

La magistrada, quien actuó a instancia de una denuncia que finalmente radicó Ávalos en la ciudad judicial, dispuso fuertes medidas restrictivas para Hoyos, quien deberá cumplirlas a raja tabla. Caso contrario la jueza le advirtió que podría ir más allá y e iniciarle una causa penal por el delito de desobediencia judicial.

Como se sabe, la semana pasada, en la previa del encuentro que disputaron este domingo los clubes de Central Norte y Gimnasia y Tiro, en el cual hubo festejo para los hinchas del millonario, Hoyos y Ávalos, en la previa del encuentro, se tirotearon respecto al lugar y modalidad del partido. “¿En serio quieren jugar sin gente? Por favor, el aliento de la hinchada es lo más lindo, el folclore, el color, la vida de un partido. Tristísimo que sólo lo piensen, ¿Imagínate si se cumple? Una pena”, había escrito Agustina Ávalos en sus redes sociales.

En respuesta, el polifacético y multicolor cronista contraatacó con duros términos contra la joven periodista cuerva. “Silencio que sos un desastre como periodista una inútil total. ¡Hace bien tu trabajo y después habla!”, respondió Marcelo Hoyos, partícipe principal de estos episodios de género, siempre con un fuerte tinte machista.

Tras la reprobación de varios sectores, la jueza Cáceres Moreno fue al VAR y dictó una dura resolución contra Hoyos. En su fallo, al cual este medio tuvo acceso, la magistrada reconoció la gravedad de la situación y no se quedó callada. La jueza desplegó primero numerosa jurisprudencia respecto a la violencia de género, para luego disponer medidas de protección “urgentes” a fin de “hacer cesar en lo inmediato el padecimiento sufrido por la denunciante y, de esta forma, resguardar su integridad psicofísica y hacer efectivo su derecho humano y esencial a vivir una vida libre de toda violencia”.

 Las medidas

 Como primera medida, la jueza intimó a Marcelo Hoyos a no ejercer más “actos de violencia de todo tipo y bajo cualquier modalidad y medio, entiéndase toda conducta, acción u omisión que, de manera directa o indirecta, afecte la integridad psicológica y laboral, como así también la libertad de expresión en contra de la víctima”.

Seguidamente, le ordenó “abstenerse de realizar toda publicación o difusión de mensajes estereotipados, a través de cualquier medio masivo de comunicación que, de manera directa o indirecta, injurie, difame, discrimine, deshonre, humille o atente contra la dignidad de las mujeres, legitimando la desigualdad de trato o constituyan patrones socioculturales, reproductores de la desigualdad o generadores de la violencia contra las mujeres”.

En tercer término, le dio tarea para la casa. Es que la jueza Carolina Cáceres Moreno lo  mandó a eliminar “de manera definitiva las publicaciones y/o comentarios de tinte machista y discriminatorios en contra de la víctima y/o que reproduzcan la violencia de género en su contra”.

Para que quede claro la gravedad del episodio, la jueza resaltó en su fallo que éstas medidas fueron dispuestas a título de apercibimiento en contra del periodista Marcelo Hoyos, a quien también lo dejó advertido sobre otras medidas más duras que podría tomar en su contra, entre ellas someterlo de manera compulsiva a realizar un “tratamiento terapéutico”.

Esto no es todo, sino también le recalcó que, ante cualquier incumplimiento, no dudará en remitir las actuaciones del caso a la fiscal penal que corresponda a fin de que se lleven adelante la investigación penal correspondiente por el delito de desobediencia judicial. Para el final, la jueza dispuso que se realicen informes psicológicos de ambos periodistas, siendo el eje principal de dichos estudios la problemática de la violencia de género, cuyos resultados seguramente darán mucho más que hablar.