Connect with us

Hi, what are you looking for?

Elintra.com.arElintra.com.ar

UFC

Jake Paul firma con PFL y busca pelear contra Nate Diaz

El experimentado competidor terminó su contrato con UFC recientemente.

Jake Paul
banner



ESTADOS UNIDOS.- Después de sus continuas victorias en boxeo contra peleadores retirados de UFC, Jake Paul consiguió un contrato profesional. A diferencia de sus anteriores compromisos, el youtuber debutará en Artes Marciales Mixtas (MMA), en una nueva división de PFL. Con esta noticia, Paul anunció que ofreció un contrato de dos peleas a Nate Diaz, leyenda de UFC.

«Ya he irrumpido en el boxeo, y ahora es el momento de irrumpir en las MMA«, comenzó expresando el nuevo peleador de MMA en su canal oficial en Youtube. Paul debutará en una nueva división de PFL, llamada Super Lucha, de pago por visión. Así, el luchador busca concretar su primera pelea contra Diaz, quien recientemente quedó libre de su contrato con UFC.

«Sé que este es un deporte tan difícil, y no va a ser fácil, pero si pude hacerlo en el boxeo, podría hacerlo en MMA», agregó entonces. Desde su salida de UFC, Díaz mantuvo sus próximos pasos nimbados de misterio. Al terminar su victoria sobre Tony Ferguson, el luchador aseguró que volverá a la promotora luego de encargarse de algunos asuntos.

«Estoy tan dedicado a esto que le ofrecí a Nate Díaz un acuerdo de dos peleas. Primero boxeamos. Luego, seis meses después, luchamos en MMA, en la jaula inteligente de PFL y lo ponemos todo en juego. Si eso no son pelotas, entonces no sé qué es. Nate Díaz, estoy dispuesto a luchar contra ti en tu maldito deporte. Es un trato de dos peleas. Hagámoslo realidad», sostuvo. Asimismo, el youtuber se refirió a su rol con respecto al pago a los luchadores, causa que defendió ampliamente en el 2022.

WComo ustedes saben, he estado tratando de aumentar el salario de los luchadores para todos los luchadores en todo el mundo. Con el lanzamiento de esta nueva división de Super Fight de la PFL, nuestros luchadores recibirán el 50 por ciento de los ingresos. Una verdadera asociación de 50-50 con los luchadores que todavía les permite ser individuales e incluso monetizar sus propios acuerdos de patrocinio, lo que, como sabemos, no está permitido en UFC», concluyó Jake Paul.